La Bell Race sallentina explora la muntanya de sal del Cogulló

Els corredors van fer per primera vegada un recorregut pel runam

Córrer per primera vegada a la història per la muntanya de sal de Sallent va ser un dels al·licients de la Bell Race, la cursa de muntanya que ha tancat el Campionat Maqui d’enguany. Un terreny diferent amb algunes sorpreses entre els participants.

La prova va ser un repte divertit i tècnic amb 15 km de recorregut i més de 700 m de desnivell amb fortes pujades i baixades, trams trencats, relliscosos, salts d’aigua, túnels, rieres i molt fang fins a la campana de la Bell Race.

20161127-dsc04070

El podi masculí va ser molt disputat; el corredor de Cabrianes Lluís Ruiz va arribar el primer amb un temps d’1h 20′ 41”, seguit de Marc Boixader amb 1h 22′ 14” i de Ricky Hierro amb 1h 22′ 45”. Entre les fèmines, domini absolut d’Anna Rovira amb 1h 46′ 06”, marcada de prop per Iolanda Garcia amb 1h 46′ 40’0′ i per Elva Rojas amb 1h 48′ 44”.

Pel que fa al Campionat Maqui, els vencedors respectius van ser Marc Giménez i Anna Rovira amb 336 i 400 punts, respectivament.

Font: Regió 7











Anuncios

Un grupo de empresas del Bages piden que no se interrumpa el uso del Cogulló

Montaña de sal del Cogulló, en SallentUn total de 20 empresas del Bages, a nivel individual, presentó un documento de oposición contra la sentencia provisional del TSJC que anula la licencia ambiental para verter residuos al Cogulló. Si esta sentencia se aprobara, debería dejarse de lanzar material sobrante en el depósito, lo que significaría la suspensión de la actividad de Iberpotash en las minas de Sallent. La veintena de empresas que se han pronunciado en contra de esta sentencia acostumbran a trabajar con la empresa minera, y declaran por tanto que esta decisión podría perjudicar su actividad.

Tanto Iberpotash como la Generalitat presentaron en su momento un resurso contra dicha sentencia, pero a principios de año, la Asociación de Vecinos de La Rampinya presentó una petición para que se dejaran de verter residuos. Tras esta petición, Iberpotash presentó un escrito de oposición, al que se han sumado las 20 empresas que ahora han actuado a favor de Iberpotash.

Prominería, la plataforma de la que forman parte todas estas empresas, ha afirmado que con esta iniciativa de entidades “se demuestra que el impacto de un cierre precipitado de la explotación de Sallent tiene un efecto serio que va mucho más allá de la pérdida de puestos de trabajo“.

Fuente: Regió7

Súria apoya la continuidad de la actividad minera de Iberpotash

Tanto el alcalde de Súria, Josep Maria Canudas, como los demás representantes de los grupos municipales de CIU, PSC, GIIS, AIS y ERC, hicieron pública su preocupación ante la posible interrupción de la segunda fase del Plan Phoenix, tras la sentencia del Tribunal Supremo en cuanto al depósito del Cogulló.

Desde el Ayuntamiento, se ha manifestado su apoyo al proyecto de la empresa Iberpotash, por “ser muy importante para Súria, la comarca del Bages y el conjunto de Catalunya para la nueva ocupación y las inversiones previstas”. El Plan Phoenix tiene previsto invertir 800 millones de euros hasta el 2050 en nuevas instalaciones en la comarca del Bages, para continuar con la explotación minera de potasa y sal.

Los representantes también quisieron remarcar que “el sector minero se ha convertido en el principal motor industrial del Bages, y que el Plan Phoenix es actualmente uno de los proyectos empresariales más importantes de Catalunya“.

Por su parte, en la actualidad, el Plan Phoenix ya contempla una solución contra la progresiva desaparición de los depósitos salinos, y desde el Ayuntamiento de Súria se ha manifestado su “confianza de que se llegará a un acuerdo satisfactorio para todas las partes, a partir del diálogo entre las diferentes administraciones, sectores sociales y empresa”, y resolviendo el problema de los impactos de cualquier actividad minera, “en base a los tres pilares de desarrollo sostenible: ambiental, económico y social”.

Fuente: Ayuntamiento de Súria